12 marzo 2011

El cuerpo sí olvida

Foto Petr Elias

Dije que sí podia, que de mi lado no habria inconveniente alguno, que en otras épocas solia laborar sábados, domingos y hasta feriados. Que trabajar un par de horas más a la semana era completamente aceptable. Hubo un acuerdo, un trato, un convenio. Imaginé que sería como volver a montar en bicicleta. Pero he comprendido que si bien es cierto, la mente recuerda, el cuerpo sí olvida.

El lunes 11 horas confinada. « Ufff, que duro es quedarse en la oficina tantas horas, con tan maravilloso sol allá afuera»

El martes 11 horas. « Vamos al cine ? ah ! que, la película ya comenzó ? ¿cómo que llegué tarde ? »

El miércoles 10 horas y 30 minutos. « Adoro levantarme temprano, y pasar 45 minutos de más, atascada en el tráfico. Mitad de semana ya »

El jueves 12 horas. « Apago la computadora, lista para escapar a casa.. y derrepente..cómo es eso que aún me tengo quedar ? Esto va de mal en peor, una hora más ! »

El viernes 11 horas. « 10, 9, 8... Como reo en carcel, cuento las horas para mi liberación »

Más de 55 horas de trabajo en una semana. ¿ Cómo pude aceptar ser prisionera de ésta tiranía? Ha sido una semana de terror. Agotamiento, ojeras, desgana.  ¿A dónde se fue la fuerza de antes? Este supremo cansancio ha de ser resultado del cuerpo, los años, la vida, ya sabes…


25 comentarios:

rombo dijo...

La mente recuerda, el cuerpo olvida...Pensaré en ello... Mucho.
Un beso.

TORO SALVAJE dijo...

Eso no se puede hacer durante mucho tiempo.
Acabará contigo.

Besos.

SERGI dijo...

Frena frena, el cuerpo olvida pero se queja, aprende de ello y no sigas

Ananda Nilayán dijo...

La vida hay que vivirla, no trabajarla!!!
Como dice un querido poeta llamado Frank Ruffino: somos esclavos remunerados.
Libérate... ;))))

Besitos y descansa y sueña

Sid dijo...

Yo estudio y hago mis actividades relacionadas con el trabajo, casi 65 horas, incluyo el sábado y algunas horas del domingo. Teóricamente, mi cuerpo no sabe quien es. Bueno, por lo menos ahora puede resistir ese tormento.

Saludos

El hombre de Alabama dijo...

Estos son los llamados héroes. Jódete, Batman.

TriniReina dijo...

Eso me digo yo a diario: "¡Dios mío, con lo que yo era!"...

Pues sí, cada año que nos sobrepasa, se lleva 365 dosis de energía.

Déjate ir un poco y te lo notarás, si no en el bolsillo, sí en la espalda.
Besos

Silvia García dijo...

Impecable Virgen, y por supuesto mi cuerpo recuerda al leer esto. Solo que ahora debo padecer una magra jubilación que me obliga a buscar otro ingreso para poder pagar mi alquiler.
No deberíamos olvidar aquella frase que dice: "No vivir para trabajar, sino trabajar para vivir".
Un abrazo
Silvia

La sonrisa de Hiperión dijo...

Te acuerdas de aquel día... que glorioso que era...

Saludos y un abrazo.

Edu dijo...

A pesar del agotamiento por las horas que llevas encerrada en el trabajo considero que debemos de sacar fuerza de donde sea para hacer nuestras vida fuera de esas 4 paredes. La mejor terapia es el tiempo libre, con ello oxigenas tu alma, tu vida, todo... no lo dejes ir...
Saludos, Edu

Alma naif dijo...

Podras hacerlo una semana, no más y esto va para cualquiera, el cuerpo despues te pasa factura y la mente tambien... No hay peor cansancio que el de la mente... tardamos en recuperarnos de el... mucho!!!
Besotes directos a alma mi reina trabajadora!!!

Jose dijo...

Trabajar esa es la ilusión de unos y la desesperacion de otros,pero debemos darnos cuenta que nuestro cuerpo es una perfecta maquina la cual no se libra del desgaste que se sufre si la quieres agotar.

Saludos

Kamra dijo...

Pues ahora que lo dices,yo no cuento las horas que trabajo, pero lo cierto es que estoy liada de luens a domingo uf!!!, aunque la parte buena es que dedico muchas horas a la danza que es lo que me ayuda a seguir viva.
Besos

Menage dijo...

uy uy uy como me toca este tema...
pero ahora es como que ya lo tomo con resignacion y no me quedó otra que aceptar que el físico no se banca el ritmo.
y pienso que el cansancio no esta en el cuerpo, sino en la cabeza.... ahi es donde nos vamos quemando.

Monik dijo...

Yo ya estoy pensando en las vacaciones de Semana Santa...vacaciones que no creas que me voy a tomar para ir a algún viaje puesto que la bajada de sueldos por nuestros presidente en funciones mas subida de impuestos...etc...hará harto difícil hacerlo...pero bueno trabajo..que no es poco!!!

raúl dijo...

no es vida, no. te dejo enlace, para sonreír un rato

http://www.youtube.com/watch?v=bCMXuQKisyE

JPC "murmurando" dijo...

Cuando uno no para voluntariamente el stress, la vida lo hace necesariamente.

Alejandro Kreiner dijo...

Los años no perdonan...

Saludos.

Chica del espejo dijo...

El cuerpo olvida, pero se resiente. Se cansa.
Cuídate mucho.

Patty dijo...

Querida Virgen... como no saber lo que comentas??? si soy otra rea más en esa carcel llamada oficina????.... y en la cual paso tropecientos años de mi vida.... lo único que hago para sentirme bien, es hacer las cosas que me gustan hacer.... por ejemplo??? NADA!!!!!! ya soy mayor me lo permiten jajajajaj muakkkkkkkk ****

V de Tierra dijo...

Hol@!!


Rombo, siempre recordaremos alguna época dónde el cuerpo seguia los deseos de la mente.. el mio debe de estar algo oxidado porque me cansa seguir el ritmo !

Toro, efectivamente.. un par de semanas solamente, luego volveré a la normalidad.

Sergi, a veces uno quiere parar, pero ciertas circunstancias te obligan a continuar. Pero hoy voy mas despacito :)

Ananda, uno debe encontrar el equilibrio entre el trabajo y la vida. Y como bien dice Frank, en ocasiones somos esclavos remunerados.

Sid, me recuerdas a mi en otra época, cuando el cuerpo aún resistia… ahora resiste menos.

El hombre de alabama, jaja.. no sé si a la altura de batman, pero somos nuestros propios héroes.

Trini, mucho trabajo implica mucho stress, y eso es lo que uno menos necesita.. cierto que la espalda lo agradecerá cuanque el bolsillo se queje.

Silvia, uno siempre piensa que cuando lleguemos a la jubilacion sera el momento en que por fin aprovecharemos el tiempo libre, pero la crisis nos lleva aun a trabajar. Intentemos logras un equilibrio sano para nuestra mente y cuerpo.

Hiperion, cual es el dia glorioso.. cuando era una niña y aun mis padres me mantenian ?


Edu, tienes razon una tiene una vida despues del trabajo ; pero cuando este te deja KO, es dificil disfrutar de ese tiempo al que llamamos « libre ».


Sol, a veces la factura que nos pasa la vida la pagamos cara, a mi me tuvo tumbada en cama todo el sabado ! Asi no compensa.


Jose, trabajar para vivir..para no pasar hambre, para tener un lugar donde vivir..pero no matarse en el trabajo, es la conclusion a la que he llegado.


Kamra, me ha gustado tu nombre, lo asocio con el Karma. La necesidad nos empuja a trabajar sin contar las horas ; pero es bueno tener alguna otra actividad al lado que nos permita distraernos un poco.

Menage, el cansancio esta en ambos lados, en el cuerpo y también en la cabeza. Antes mi cansancio era solo mental, pero el cuerpo daba ; ahora el cuerpo da menos.. me estoy volviendo una viejita !!


Monik, quien no piensa en las vacaciones.. las mias son para mayo aun. Es bueno hacer una pausa, respirar, cambiar de ritmo..el cuerpo y la mente lo agradecen.


Raúl, vi el enlace..pues aunque no lo creas, hay dias en que si voy casi cantando aleluya al trabajo !!jajaja

JPC, bienvenido ! En ocasiones nos encontramos en un engranaje del que nos es dificil escapar.

Alejandro, no, esos nunca perdonan.

La chica del espejo, si, nuestros cuerpos siempre son resentidos.. en algun momento nos sacan a flote el resentimiento.

Patty, ah !! te pagan para hacer lo que mas te gusta hacer ?? eso si seria vida !!jajaja.. pero no siempre se pueden vivir de las pasiones ! que penita !

Ŧirєηzє dijo...

y quien no es esclavo de alguien o de algo?
el trabajo, la familia, los hijos, los estudios...un amor...
vivimos esclavizandonos continuamente...
y lo peor...cuando dejamos de ser esclavos...deseamos ser esclavos otra vez...


un abrazo

Estrella Altair dijo...

Que no se diga V, descansito, un poquito y a retomar las pasiones, sean donde sean, ja, ja, ja

besos

Ricardo Baticón dijo...

Muy buen post V... pero yo prefiero no contar las horas de luz que se nos van al día... currando entre 4 paredes!!!... nacemos para currar? me temo que sí, al no ser que seas hijo de un millonario...

¿A dónde se fue la fuerza de antes?

ESO me pregunto yo... aunque cada fin de semana intento recuperar esa fuerza. Saludos!

Aioria90 dijo...

Es complicado el asunto de negar el ocio. Abrazos